Cómo overclockear tu CPU desbloqueada

El overclocking de la CPU no tiene por qué ser muy complicado. Presentaremos los principios básicos del overclocking, por qué desea hacer esto, cómo overclockear la CPU y las mejores prácticas para lograr un overclocking estable. 1 2 3 4

El overclocking de la CPU es una excelente manera de aprovechar el rendimiento adicional del hardware. Este proceso puede parecer complicado, pero el principio básico del overclocking es sencillo. Presentaremos los conceptos básicos del overclocking, cómo funciona y métodos seguros de autooperación.

Proporcionamos una descripción detallada de dos métodos populares de overclocking. El primer método y el más sencillo es utilizar Intel® Extreme Debugging Utility (Intel® XTU) . Este software todo en uno puede completar la mayor parte del trabajo pesado y simplifica el proceso de overclocking, que es muy adecuado para principiantes.

Si desea una forma práctica y personalizable. Si tiene instalada la última generación de procesadores Intel® Core ™, 

 Comenzaremos con lo básico y le presentaremos uno por uno lo que necesita saber sobre el overclocking de su CPU.

Cambiar la frecuencia o el voltaje del reloj puede invalidar la garantía del producto y reducir la estabilidad, seguridad, rendimiento, vida, etc., del procesador y otros componentes.

Conceptos básicos de la CPU

La CPU (unidad central de procesamiento) es el cerebro de la computadora. Se trata de un hardware complejo y potente diseñado para realizar muchos cálculos por segundo para potenciar la experiencia informática moderna.

La velocidad de cálculo se ve afectada principalmente por su reloj de frecuencia de funcionamiento (también conocido como frecuencia de reloj de CPU, frecuencia de CPU o velocidad de reloj). Cómo overclockear la CPU Cuanto mayor sea la frecuencia, más rápido el procesador puede realizar muchos de los cálculos necesarios para el funcionamiento normal del sistema.

Los fundamentos del overclocking

Para overclockear el procesador, los overclockers aumentarán deliberadamente la frecuencia de operación de la CPU por encima de las especificaciones originales del inventario. Dado que la frecuencia del procesador afecta significativamente la velocidad de cálculo efectiva de la CPU, el objetivo final es aumentar la frecuencia de la CPU para lograr un rendimiento más rápido.

Tres factores determinan la frecuencia de la CPU:

  1. BCLK o velocidad de reloj base. Esta es la frecuencia básica de la CPU, generalmente medida en GHz.
  2. Factor de multiplicación o «factor de multiplicación del núcleo». Cada núcleo de la CPU tiene un factor de multiplicación. Aplicando estos factores de multiplicación a la frecuencia del reloj base, el resultado es la frecuencia del núcleo, generalmente medida en GHz.
  3. Vcore o voltaje del núcleo. Este es el voltaje de entrada principal del procesador. Se requiere un nivel de voltaje más alto para obtener una frecuencia de CPU estable más alta porque las velocidades más rápidas requieren más energía. Un voltaje de núcleo más alto también dará como resultado una mayor salida de calor y un mayor consumo de energía de la CPU.

En resumen: BCLK x factor de multiplicación = frecuencia del núcleo de la CPU.

Ejemplo: 100 MHz (BCLK) x 44 (factor de multiplicación del núcleo) = 4400 MHz = 4,4 GHz. Este número (en GHz) es el número más probable que encuentre al ver las especificaciones básicas de velocidad de la CPU.

Para aumentar la frecuencia de la CPU durante el overclocking, aumentaremos el factor de multiplicación a intervalos de +1, aumentaremos sistemáticamente la frecuencia del procesador en 100 MHz cada vez y probaremos el éxito y la estabilidad. Después de eso, continuaremos este proceso hasta llegar al límite del hardware.

Además de ajustar la frecuencia, el proceso de overclocking también puede necesitar aumentar voltajes específicos y ajustar otras configuraciones de rendimiento en el sistema para mantener la estabilidad de alta frecuencia.

Hardware requerido para overclocking

Ahora que hemos introducido los conceptos básicos, exploremos el hardware necesario para probar el overclocking.

Lo importante es que cuando intente overclockear la CPU, asegúrese de utilizar una solución de refrigeración adecuada. Mayor velocidad y voltaje significan que la CPU genera más calor. Por lo tanto, la CPU necesita una solución de enfriamiento más eficiente para operar de manera segura. Al intentar overclockear, es esencial un potente enfriador de CPU.

Sería útil si también tuviera una CPU con una K o una X al final del nombre, como el procesador Intel® Core ™ i9-9900K. Los sufijos de la serie K y la serie X indican que el factor de multiplicación de frecuencia de la unidad no está bloqueado, por lo que se permite el overclocking. Para obtener más información sobre los nombres y la denominación de los procesadores Intel®, 

Además, necesita una placa base que permita el overclocking. Hay muchos fabricantes para elegir, pero debe buscar placas base de la serie Z (como Z390) o de la serie X (como X299), dependiendo de su CPU. Estos conjuntos de chips tienen soporte integrado para overclocking y otras características para mejorar aún más su experiencia.

Para cumplir con las diferentes especificaciones del mercado, dos placas base con chipset Z idénticas pueden tener diferentes funciones. Asegúrese de elegir la placa base que más le convenga.

Determinar el desempeño de la línea de base

Ahora que tiene el hardware, incluida la CPU, la placa base y la solución de refrigeración adecuadas, podemos comenzar el proceso de overclocking.

El primer paso es medir el rendimiento actual del sistema con la configuración de inventario (predeterminada). Asegúrese de hacer esto antes de realizar cualquier cambio. Esto facilita la detección de problemas y el seguimiento de cualquier cambio en el rendimiento.

Para establecer un punto de referencia, debe utilizar un software de referencia. Estas herramientas de software pueden evaluar el rendimiento informático efectivo del sistema y permitirle realizar un seguimiento de las mejoras. Otras herramientas ayudarán a monitorear indicadores esenciales como la frecuencia del reloj de la CPU, el voltaje y la temperatura en varias etapas del proceso de overclocking.

El motivo de la prueba de referencia del sistema inicial es confirmar que todo es normal antes del overclocking y determinar una referencia para cuantificar el impacto del overclocking en el rendimiento. Esto proporcionará información sobre el rendimiento del sistema y la eficacia de la solución de refrigeración.

A continuación, se muestran algunos factores esenciales que se deben monitorear cuando se ejecuta la primera prueba:

  1. Voltaje de la CPU (voltaje del núcleo): ¿Cuál fue el voltaje del núcleo de la CPU durante la prueba de referencia? Verifique el valor del voltaje del núcleo bajo carga en lugar del tiempo de inactividad porque la placa base puede reducir automáticamente este valor para reducir el consumo de energía cuando está inactiva.
  2. Durante la prueba de esfuerzo, ¿la temperatura de la CPU fue la temperatura más alta alcanzada por todos los núcleos de la CPU (temperatura del paquete)? Además, ¿cuál es la temperatura del núcleo más caliente? Tenga en cuenta que la temperatura ambiente debe considerarse en esta etapa, ya que afectará las lecturas y el rendimiento de la solución de enfriamiento.
  3. Consumo de energía del sistema: ¿Cuál es el consumo máximo de energía del sistema?
  4. Puntuación de la prueba de referencia: ¿Cuál es la puntuación final de la prueba de referencia?

Nota IMPORTANTE:

  1. Se rastrean muchos números diferentes durante el overclocking. No puede recordar estas medidas, use una hoja de cálculo simple para rastrear todos los números, o use el método más primitivo y escríbalos en papel.
  2. Si desea aprobar ciertas pruebas de referencia para obtener una puntuación de referencia más específica, es posible que deba ejecutarla varias veces y calcular el resultado promedio.
  3. Si la diferencia entre las lecturas de temperatura de la CPU es significativa, puede indicar una instalación más sorprendente o una aplicación incorrecta de grasa térmica.

Empezar a hacer overclocking

Ahora que tiene un punto de referencia, puede iniciar el overclocking real. Recomendamos un enfoque gradual. Necesita hacer algunos cambios menores, probarlos y luego continuar. Esto corregirá rápidamente los posibles problemas porque puede determinar fácilmente qué cambio causó el problema.

Overclocking por primera vez

Como se mencionó anteriormente, hay varias formas de realizar un proceso de overclocking paso a paso. Recomendamos comenzar con Intel® XTU porque proporciona todas las herramientas necesarias para realizar evaluaciones comparativas, modificar la configuración y probar la estabilidad del sistema.

Si desea tener más control sobre el rendimiento y la configuración, también puede overclockear la CPU desde el BIOS de su computadora, pero este método se recomienda para usuarios más avanzados. Debido a BIOS

De cualquier manera, primero debe ajustar el factor de multiplicación del núcleo de la CPU para aumentar lentamente la frecuencia objetivo. Puede notar que algunos valores se establecen inicialmente más altos que otros. Establezca todos los núcleos disponibles en el mismo valor. Aquí usamos -2 para configurar todos los núcleos a 4.2GHz.

La idea es configurar todos los núcleos de la CPU a la misma velocidad para garantizar que todos los núcleos de la CPU se ejecuten a las frecuencias establecidas con precisión.

Cuando usa Intel® XTU o ajusta la sincronización de la CPU a través del BIOS y realiza los ajustes de voltaje apropiados, aplique estos cambios y reinicie el sistema.

Después de intentar overclockear: Cómo overclockear la CPU

Cuando cambie la configuración del sistema, aplique esta configuración y reinicie el sistema, se encontrará con una de las dos situaciones siguientes:

  1. El sistema es estable y desea continuar con el overclocking para obtener un mejor rendimiento. Si es así, repita el proceso de multiplicar la CPU por +1. Aplique la nueva configuración, reinicie y luego ingrese a la sección «Medición de la ganancia de rendimiento».
  2. El sistema es inestable, lo que significa que el sistema se bloquea o se bloquea al reiniciar.

Si el sistema es inestable, tiene varias opciones. El primero es aumentar el voltaje del núcleo para compensar el aumento de frecuencia, lo que ayuda a mejorar la estabilidad.

Al aumentar el voltaje del núcleo de la CPU, tenga en cuenta que cualquier energía adicional que se ejecute en la CPU afectará la salida de calor. En cualquier caso, es esencial encontrar el  mejor mouse inalámbrico con el voltaje estable más bajo, por lo que solo puede aumentar el voltaje paso a paso, aumentando ± 0.05 V cada vez. Luego aplique y pruebe hasta encontrar una combinación válida de configuraciones.

Otra opción es reducir la frecuencia bajando el valor del factor de multiplicación hasta que el sistema sea estable. Si ha alcanzado el límite de voltaje / temperatura, esta puede ser la única opción.

Nota importante: cuando utilice métodos de enfriamiento tradicionales (como aire o líquido), no permita que el voltaje exceda los 1.4V. Para picos de carga temporales, asegúrese de mantener la temperatura máxima de la CPU por debajo de 100 ° C; para cargas de trabajo a largo plazo, manténgalo a 80 ° C o menos.

Consulte la sección «Gestión del consumo de energía y el calor» para obtener más información sobre los límites de temperatura de la CPU.

Limitación de hardware

Eventualmente alcanzará los límites del sistema en términos de frecuencia / voltaje / temperatura. Cada sistema tiene límites diferentes.

Una vez que se alcanza el límite, sus opciones son:

  • Intente overclockear el caché de la CPU. El principio de aplicación es el mismo que el anterior, pero solo se utiliza el factor de multiplicación de la memoria caché de la CPU.
  • Intente overclockear la RAM. La velocidad de la memoria puede tener un impacto considerable en el rendimiento. 
  • Actualice a una mejor solución de enfriamiento.
  • Compruebe si las medidas de seguridad limitan el rendimiento y decida si está seguro de realizar estos ajustes. Puede leer más sobre las medidas de seguridad a continuación.

Una vez que haya aplicado los cambios y el sistema se haya reiniciado correctamente, es hora de ver qué cambios se han realizado y verificar la estabilidad y el rendimiento.

Medición de la ganancia de rendimiento: cómo overclockear la CPU

La medición eficaz del rendimiento es la piedra angular de un overclocking exitoso. Ésta es la única forma de medir las ganancias de desempeño.

Anteriormente, obtuvo indicadores de rendimiento de referencia mediante la ejecución de pruebas de referencia. Ahora es el momento de volver a ejecutar la misma prueba y comparar las puntuaciones.

El overclocking es un proceso iterativo. Si este es el primer intento, es posible que la mejora del rendimiento no haya alcanzado su objetivo. Cómo overclockear la CPU Esto es normal. Con cada ajuste fino sucesivo del rendimiento, se acercará cada vez más a sus objetivos de rendimiento.

Después de volver a ejecutar la prueba de referencia y comparar las puntuaciones, puede usar esta configuración para garantizar la estabilidad o continuar modificando la configuración para mejorar el rendimiento.

Consumo de energía y calor

Monitorear el consumo de energía y el calor es una parte esencial del proceso de overclocking. En esta etapa, su solución de enfriamiento determinará en gran medida si puede hacer overclock con éxito.

También debe prestar atención al límite superior de la temperatura de la CPU. Para conocer la temperatura máxima permitida de la CPU, busque la “función T” de la CPU mediante la búsqueda. En el siguiente ejemplo, verá que el procesador Intel® Core ™ i7-9700K tiene un límite de temperatura de 100 ° C. No desea que la CPU esté a esta temperatura o cerca de ella bajo carga. Para la mayoría de las CPU normales, lo ideal es alrededor de 80 ° C o menos de 80 ° C, así que asegúrese de que los resultados del overclocking reflejen esto.

Cuando la temperatura excede el límite de unión en T especificado, existe el riesgo de sobrecalentamiento, dañando el procesador. Incluso si existen medidas de seguridad para reducir el riesgo, siempre debe encontrar la temperatura más baja posible para cualquier configuración de rendimiento determinada para garantizar la longevidad de la CPU.

Estabilidad del sistema: cómo overclockear la CPU

Al hacer overclocking, romperá las limitaciones del hardware. Entonces, en este proceso, su sistema eventualmente puede volverse inestable. La inestabilidad del sistema puede manifestarse como:

  • Caton
  • Cerrar
  • Mensaje de error de pantalla azul
  • congelar

Estos problemas significan que hay un desequilibrio en su configuración. Que no cunda el pánico; esta es una parte normal del proceso de prueba porque el sistema ha alcanzado su límite. Solo necesita usar el botón de reinicio para reiniciar el sistema; si el interruptor de reinicio no responde, puede apagarlo y encenderlo nuevamente.

En este punto, hay tres posibles resultados:

  1. Incluso si se apaga y luego se enciende, el sistema no se inicia. En este caso, debe borrar la CMOS, borrar la configuración del BIOS para restablecer la placa base a la configuración predeterminada y luego reiniciar. 
  2. El sistema se reinicia. Cuando el sistema se bloqueó, cómo overclockear la CPU aún no había alcanzado el límite máximo de temperatura. En este caso, podemos aumentar ligeramente el Vcore de nuestro procesador y volver a intentarlo. No aumente excesivamente el voltaje, ya que causará más salida de calor y puede ejercer presión sobre la CPU.
  3. El sistema se reinicia. Cuando el sistema se bloqueó, había alcanzado el límite de temperatura crítica y se activaron medidas de protección para evitar que la CPU se sobrecaliente. Ha encontrado el límite de la solución de refrigeración del sistema. En este caso, se recomienda reducir la frecuencia de reloj del procesador operativo para volver a un estado más estable dentro de un rango de temperatura aceptable. Para hacer esto, es posible que deba reducir el Vcore de la CPU, actualizar a una solución de enfriamiento más robusta o probar otras configuraciones que mejorarán el rendimiento pero tienen poco impacto en las temperaturas, como la memoria caché de la CPU, la frecuencia de la memoria, el tiempo de la memoria o el sistema operativo mejoramiento.

El último paso en el proceso de overclocking es verificar la estabilidad del sistema a largo plazo. El sistema se reinicia sin fallar inmediatamente no significa que se pueda usar durante mucho tiempo.

Se debe realizar una prueba de esfuerzo más prolongada e intensiva para determinar si el sistema es realmente estable. Cómo overclockear la CPU Podemos usar aplicaciones de software especializadas para verificar la estabilidad a largo plazo del sistema bajo diversas cargas de trabajo. Obtenga más información sobre las pruebas de estabilidad y el software de pruebas de estrés aquí.

La seguridad es una prioridad: cómo overclockear la CPU

El hardware informático moderno generalmente está diseñado con medidas de seguridad para proteger el sistema de posibles daños debido a fluctuaciones de energía o sobretensiones.

Al hacer overclocking, puede encontrar estas defensas integradas, muchas de las cuales provienen de la fuente de alimentación del sistema. Es posible que pueda deshabilitar o modificar los parámetros de estas medidas de seguridad, pero esto no se recomienda a menos que esté seguro de su funcionamiento, ya que esto puede dañar el hardware.

A continuación se muestra una breve descripción general de algunas de las medidas de seguridad que puede encontrar:

Protección de temperatura (OTP): esta medida de protección limita la temperatura de la CPU a una temperatura máxima predeterminada. Si la temperatura del sistema es demasiado alta, la computadora limitará automáticamente la CPU (reducirá su frecuencia) para devolver la temperatura a un nivel seguro. Esto provocará una disminución en el rendimiento de la CPU. Si este límite de sobrecalentamiento aún es insuficiente para bajar la temperatura lo suficiente, el sistema se apagará automáticamente.

Protección de sobrecarga (OPP): la placa base está diseñada para mantener un cierto nivel de rendimiento de energía. Si el consumo de energía de la CPU es demasiado alto. Mejor procesador para juegos Cómo overclockear la CPU, el sistema activará esta protección. Al igual que OTP, esto reducirá la velocidad del reloj del sistema para bajar la temperatura y, si no tiene éxito, eventualmente apagará el sistema.

Otra protección: cómo overclockear la CPU

Protección contra sobrecorriente (OCP): esta es otra medida de protección que se encuentra en todas las computadoras. A medida que aumentan el voltaje y la frecuencia, aumentará la corriente en la CPU. Para algunas placas base, puede optar por cambiar este valor. (En Intel® XTU, esta operación se puede realizar a través de la configuración «Processor Core ICCMAX». Probablemente exista la misma opción en el BIOS).

Protección contra sobretensión (OVP): esta medida se activará cuando la tensión de entrada de la CPU sea demasiado alta.

Protección de subtensión (UVP): Esta medida es la contraria a la función de OVP. Si el voltaje de la CPU es demasiado bajo, el sistema se apagará.

Protección contra cortocircuitos (SCP): esta medida se activará cuando la placa base detecte un cortocircuito. No hay ninguna razón para desactivar esta protección.

Software y herramientas de overclocking

Para lograr un overclocking exitoso, necesita soporte de software para simplificar el proceso. El software puede ayudar a modificar la configuración de forma segura, realizar pruebas y experimentos de referencia, y realizar la supervisión del sistema y las pruebas de estrés para garantizar la estabilidad. Cómo construir una PC Los siguientes capítulos presentarán brevemente algunas de las herramientas esenciales y utilidades de software que componen el conjunto de herramientas de overclocking.

Esta lista no es exhaustiva, pero puede proporcionar un buen punto de partida.

BIOS

BIOS (sistema básico de entrada / salida) es un software que se ejecuta en la placa base. (En las placas base más nuevas, también se denomina UEFI [Interfaz de firmware extensible unificada].) El BIOS funciona en el nivel inferior del sistema operativo, administra la placa base y permite la comunicación con todo el hardware instalado.

En el BIOS, también puede ajustar los parámetros de rendimiento del hardware, incluida la RAM, los dispositivos de almacenamiento y la CPU.

Es importante tener en cuenta que la presentación visual del BIOS varía de un fabricante de placa base a otro. Para acceder al BIOS, debe presionar una tecla específica (como F2 o «Eliminar») después de iniciar y antes de que aparezca la pantalla de carga de Windows *. Consulte la documentación de la placa base para obtener instrucciones específicas.

Utilidad de depuración Intel® Extreme (Intel® XTU)

Intel® XTU es una potente herramienta de overclocking. El software combina algunas de las funciones esenciales necesarias para el overclocking en una sola aplicación.

Intel® XTU puede detectar y monitorear hardware, probar la estabilidad, ayudar a hacer overclock y ejecutar pruebas comparativas. El diseño del software es sencillo y proporciona las funciones esenciales que requieren los overclockers intermedios.

CPU – Z *

CPU-Z * de CPUID es una aplicación simple y liviana que proporciona información básica sobre el procesador, la placa base y la RAM. Se recomienda para principiantes y expertos que necesitan soluciones de monitorización sencillas.

Temperatura del núcleo

Core Temp es otra herramienta de monitoreo útil diseñada para monitorear la temperatura de cada núcleo. También muestra el consumo de energía en tiempo real de la CPU.

RealBench *

RealBench® es una utilidad de evaluación comparativa desarrollada por ASUS para simular entornos de alta carga de trabajo, como edición de fotos, codificación de video y multitarea usando AVX.

3DMark *

3DMark * de UL Benchmark es una utilidad de evaluación comparativa que incluye dos pruebas de procesador y cargas de trabajo combinadas de CPU y GPU. 3DMark es una buena opción de referencia para medir el rendimiento general de la computadora, significativamente la carga de trabajo de los juegos.

Reflexiones finales: Cómo overclockear la CPU

Ahora que comprende cómo hacer overclock, puede aprovechar al máximo el potencial de la CPU.

A continuación, se muestran algunos principios fundamentales a tener en cuenta al realizar overclocking:

  1. No te preocupes. Cambie un ajuste a la vez y pruebe antes de continuar.
  2. Asegúrese de prestar atención a la temperatura de la CPU y mantener la temperatura lo más baja posible mientras mantiene la estabilidad.
  3. No permita que el voltaje de la CPU (voltaje del núcleo) sea demasiado alto.
  4. Nunca modifique configuraciones o medidas de seguridad desconocidas.

Después de recordar estos cuatro principios, su experiencia de overclocking será divertida, segura y gratificante. ¡Disfruta de la velocidad de reloj más rápida!

READ  Conocimientos para instalar la aplicación para padres Neverskip en varios sistemas operativos

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Translate »